LOS PRINCIPIOS DE BUENA GESTIÓN RIGEN TAMBIÉN EN LOS CONTRATOS DE EMERGENCIA

Hace unos años, en un Ayuntamiento se adquirieron a través de un contrato menor unos ordenadores para determinados servicios municipales. Tras recibirse los mismos se comprobó que dicho material informático adolecía de serias deficiencias… vamos, que los ordenadores estaban prácticamente vacíos por dentro. La normativa entonces vigente (situémonos en la Ley 13/1995, de 18 deSigue leyendo «LOS PRINCIPIOS DE BUENA GESTIÓN RIGEN TAMBIÉN EN LOS CONTRATOS DE EMERGENCIA»